Carmona

Cartel rompedor para la Semana Santa de Carmona

Manuel González se lo ha trabajado. Desde muy joven, más si cabe, dejó Carmona, su núcleo de amigos y su colegio de siempre para poner rumbo a Sevilla y estudiar el bachillerato de Arte. Allí quiso poner en práctica todo su gusto por la cultura, en general, y las tradiciones de nuestra tierra, en particular. Acabó graduándose en Bellas Artes. Era cuestión de tiempo.

Tete, como es conocido entre sus amigos, tiene un estilo tan propio que, cualquiera que vea su obra, sabe que viene de sus manos. Le gusta conocer nuevas técnicas e investigar sobre el arte contemporáneo, pero sin perder de vista sus raíces.

Su proceso de creación, en esta obra rompedora y estremecedora, se ha realizado a la inversa: primero se planteó qué resultado final quería tener. Una vez que tuvo claro cuál iba a ser el resultado final, pensó, mediante la combinación de técnicas, que podría llegar hasta ahí. Así fue.

Hemos hablado con él. Como curiosidad, ya de pequeño apuntaba maneras. En su cole ganaba todos los concursos de crismas navideños. Un suplicio para sus compañeros que intentaban superarle. No era posible… Manuel Jiménez, aquí, para El Correo de Andalucía.

P. Manuel, una obra impresionante, estremecedor. Un cartel diferente. ¿Cómo te has atrevido con un estilo tan innovador y rompedor?

R.-No es un concepto que busque expresamente, más bien es fruto de un proceso creativo que va evolucionando, lo que sumado a mis inquietudes, gustos e investigación me hace llegar a tales resultados. Por otro lado soy un defensor de la evolución, en todos los aspectos, por lo que siempre me ha gustado intentar ir más allá de lo que el público pueda esperar.

P. Todos en Carmona te hemos visto crecer. Fue, en parte, una grata sorpresa ver tu potencial artístico.¿De dónde viene esa raíz artística?

R.-Pues de casa. A mi madre siempre le ha gustado la costura y trabajar en cosas artesanales al margen de su trabajo. Mi padre siempre ha sido aficionado a la pintura y desde pequeño lo he visto pintar. Son personas a la que le gusta hacer ese tipo de cosas y no estar nunca quietos, por lo que, que yo acabara agarrando un lápiz y un pincel fue cuestión de tiempo.
También en mi familia cuento con la figura de Antonio Gavira Alba, primo hermano de mi abuelo paterno, un referente en la escultura andaluza a finales del siglo pasado y comienzos del XXI, fallecido recientemente por covid y del que quiero acordarme en estas líneas.

P. En tiempo de pandemia, ¿qué valor tiene el arte?

R.- Pregunta bastante complicada y compleja. Si nos referimos al de la cartelería, pienso que se antoja crucial. Aquí en Carmona puede que la presentación del cartel sea de los actos más relevantes que se vayan a hacer en la Cuaresmajunto con el Vía Crucis y los cultos. Por lo que reflejar la situación actual, puede marcar en primer lugar está Semana Santa y posteriormente un recuerdo que nunca se nos borrará. Por lo que a través de elementos artísticos quiero hacer sentir al público la cercanía de sus imágenes a pesar de lo cruel de la situación actual, en conclusión generar en ellos una sensación de recogimiento, reflexión y esperanza.

P. Manuel, todas tus obras juegan con figuras geométricas. ¿De dónde viene ese gusto?

R.- Pues viene del gusto que tengo por el Renacimiento, intento leer todo lo que pueda e investigar sobre ello. Para el pensamiento neoplatónico la geometría era una de las maneras más exactas de intentar darle una respuesta a todo, así como de entender lo que les rodea. Eso, sumado al gusto por la simbología que cada pieza tiene, me ha parecido un camino muy interesante para basar, hasta el momento, los diferentes discursos que he tratado.

P.- Pregunta clave. ¿En qué te inspirarte para el cartel y por qué?

R.- Pues me inspiro, como he dicho anteriormente, en la situación actual. A los que nos gusta crear siempre nos gusta imaginarnos cosas, y ya, desde el año pasado, cuando no hubo procesiones y estábamos confinados, me imaginaba como sería un cartel que anunciara una Semana Santa pos-COVID o una Semana Santa tan especial como la que vamos a vivir. A raíz de ello, siempre me gusta tomar libros y textos de referencia, para este cartel por ejemplo, he consultado la Biblia, he leído sobre El Jardín de las Delicias del Bosco, y también sobre la profunda obra de Durero.

P.- ¿Cuál fue la reacción del Consejo de Hermandades?

R.-Pues fue un silencio bastante prolongado, pero para nada tenso, más bien de observación y, supongo, que de impacto. Tras unos instantes, ya lo rompió su presidente felicitándome y diciendo que esto no se ve en ningún otro sitio.

UN PROCESO INNOVADOR

El autor Manuel Jiménez comenta que el proceso de creación de la obra ha sido “muy reconfortante a nivel personal, ya que me ha permitido aplicar técnicas tradicionales como el óleo o el pastel en armonía con otras más innovadoras como el metacrilato y la impresión 3D. Me he permitido el lujo de poder arriesgar con esta propuesta por la confianza que he recibido tanto del Consejo de Hermandades y Cofradías como de los ciudadanos de Carmona”, afirma.

La Cuaresma en Carmona ha dado comienzo unos días antes de lo marcado con la presentación de este cartel. A pesar de la incertidumbre con la que se prevén vivir estas semanas tan especiales, para los cofrades ya existen algunas actividades programadas como una exposición con los carteles que han anunciado su Semana Santa a lo largo de su historia o una muestra de artistas locales sobre la semana de Pasión, entre otras.

ElcorreoWeb

Deja un comentario