La Hermandad de la Macarena acomete la restauración de la obra pictórica de Alfonso Grosso, datada de 1966, y donada a la corporación en 1972 que sirvió como boceto del gran lienzo que decora la parte alta de la nave lateral de la catedral, en concreto el altar del jubileo y que protagoniza la Inmaculada Concepción con el rostro de la Virgen de la Esperanza.

Los trabajos de conservación y mantenimiento están a cargo del conservador del patrimonio mueble de la entidad, Carlos Peñuela Jordán.

La restauración del cuadro de Alfonso Grosso

La intervención se centra en solventar algunos problemas de tensión del soporte textil de la obra así como en el asentamiento de los estratos pictóricos y de preparación. Se retirará la suciedad superficial así como los depósitos y se acometerá la reintegración volumétrica y cromática puntual.

Esta obra, ya restaurada, formará parte de la exposición ‘Sevilla refugio de María: ocho siglos de devoción’, que se celebrará el próximo mes de septiembre.

InriInformacion

Deja un comentario