La Semana Santa llegará en 2022 a todos los distritos de Córdoba

Probablemente crezca en el futuro, pero ya es seguro que la Semana Santa de Córdoba 2022, que comenzará dentro de tres semanas, será la más extensa en el territorio de la ciudad en toda su historia. Entre las que salen de Domingo de Ramos a Domingo de Resurrección y van a la carrera oficial lo es, y también teniendo en cuenta las corporaciones que, estén en el momento jurídico en que estén, salen por sus barrios en vísperas.

El traslado de la Soledad a la parroquia de Santa María de Guadalupe, de la zona de Levante, desde la que saldrá por primera vez, y la primera estación de penitencia de la Conversión en la Catedral, que lo hará desde Electromecánicas, consolidan la extensión de las hermandades por el casco urbano según el proceso iniciado en las últimas décadas y con especial intensidad en la segunda década del siglo XXI.

Si en 2001 la Semana Santa sólo estaba presente con procesiones y cofradías en cinco de los ocho distritos urbanos de Córdoba, ahora hay hermandades de pleno derecho en todos ellos, y casi todos tienen varias.

Sureste, sin carrera oficial

De los ocho distritos urbanos, sólo uno no aportará una cofradía de penitencia a la carrera oficial este año. Es el distrito Sureste, que sin embargo tendrá en unos años a dos cofradías. Así, la Presentación al Pueblo es desde 2016 hermandad de penitencia de pleno derecho y sale el Sábado de Pasión, víspera del Domingo de Ramos, por las calles de Cañero.

En el santuario de la Fuensanta reside la prohermandad de Nuestro Padre Jesús de la Bondad, con estatutos ‘ad experimentum’ todavía por casi cinco años más, aunque ya con parte de su futuro planificado. El Señor saldrá el quinto sábado de Cuaresma, que este año es el 2 de abril. Las cofradías han podido establecerse así en los últimos años en esta zona de la ciudad, que tiene 30.645 habitantes.

El distrito más poblado de Córdoba es Levante, con más de 53.000 vecinos, y que este año sumará a una cofradía y espera contar con otra más en un futuro bastante próximo. Durante décadas su única cofradía constituida fue la Merced, establecida en el Zumbacón, pero con muchos hermanos y devotos en los barrios vecinos.

Este año la Soledad saldrá el Viernes Santo desde la parroquia de Guadalupe, en la zona de Sagunto, a donde ha llegado desde Santiago, en el Casco Histórico, y recorrerá zonas tan pobladas como la avenida de Barcelona, hasta ahora casi inéditas para las cofradías de Semana Santa.

El Cristo de la Oración y Caridad, que este año se suma a la carrera oficial
El Cristo de la Oración y Caridad, que este año se suma a la carrera oficial – Rafael Carmona

También hay una procesión en el barrio de Fátima, uno de los más poblados de la zona, si bien todavía no llega a la carrera oficial. Es la que hace María Santísima de la O bajo palio el Sábado de Pasión desde la parroquia de la Aurora. Su prohermandad está a punto de concluir el período ‘ad experimentum’, pero ya sabe lo que es llegar a la Catedral y volver bajo palio de forma triunfal. Lo hizo en noviembre.

Otro distrito en que las cofradías han crecido es el Noroeste. A principios de siglo sólo estaba allí la Estrella, en el barrio de la Huerta de la Reina, y ahora hay otros cortejos, aunque tampoco llegan por el momento a la Catedral.

Se trata de la hermandad del Cristo de las Lágrimas, erigida en 2013, en la parroquia de la Asunción del Parque Figueroa, y de la agrupación parroquial del Traslado al Sepulcro, en la Consolación, entre Arroyo del Moro y la colonia de la Paz. Ambas recorren las calles de sus barrios el Sábado de Pasión. De las seis procesiones que salen en las vísperas, cinco lo hacen en barrios de extramuros.

Población

No ha sucedido lo mismo en otras zonas muy pobladas de Córdoba, como Poniente Sur, con más de 42.000 habitantes. A pesar de que la ciudad creció muy pronto por esa zona, sólo tuvo una cofradía en las calles en 2002, cuando la Sagrada Cena salió por primera vez de la parroquia del Beato Álvaro de Córdoba, donde se había traslado desde la Trinidad. Los intentos en Ciudad Jardín en torno al Cristo de la Confianza, aún no han avanzado.

Lo mismo sucede en el Norte-Sierra, con 38.500 habitantes, que desde hace décadas sólo tiene una cofradía: la de la Agonía en el barrio del Naranjo. No las hay en barrios tan populares como Santa Rosa o Valdeolleros.

Poniente Norte será el otro distrito que este año sumará a una cofradía en la carrera oficial: la Conversión, fundada ya en este siglo XXI. Desde 2011 la Piedad, que antes sólo salía por su barrio de Las Palmeras y hasta 2001 no siempre con continuidad, también forma parte de la nómina.

No ha evolucionado la situación en el distrito Sur, que ya tenía tres cofradías desde hace décadas: el Amor en el Distrito Sur y el Descendimiento y Vera-Cruz en Campo de la Verdad y Fray Albino.

abc

Deja un comentario