La Hermandad de la Soledad y Descendimiento del Señor, dentro de los actos programados con motivo del Reconocimiento de la Coronación de Nuestra Señora, y pensando en la apertura a la participación popular, como consta que ocurrió cuando la sagrada imagen recibió la presea en 1885, ha decidido que la música juegue un papel importante y se convierta en una ofrenda musical a la Santísima Virgen en su procesión de traslado desde el Monasterio de san Jerónimo a la Catedral Metropolitana que tendrá lugar el próximo día 29 de octubre.

Para ello contará con el acompañamiento de la Banda de María Santísima de los Remedios, la Agrupación Musical de Nuestro Padre Jesús del Rescate y la Banda de Nuestro Padre Jesús del Gran Poder para el recorrido hacia la Santa Iglesia Catedral. A estas hay que sumar la apreciada participación de la Banda Municipal de Granada.

«Conscientes de que se trata de celebrar un evento largamente esperado, y por el carácter gozosamente excepcional del mismo, es por lo que se pretende conferir a estos actos un carácter siquiera sea un poco diferente al de seriedad que está Hermandad transmite, y seguirá transmitiendo, cada Viernes Santo», han señalado desde la junta de gobierno a esta redacción.

Deja un comentario