La celebración del Corpus Christi sigue en declive en Málaga. Para la de este año, que volverá a desarrollarse en las calles del Centro Histórico tras las dos ediciones en las que tuvo que realizarse en el interior de la Catedral debido a la crisis sanitaria generada por la pandemia, son solo tres los altares que están previstos por el Obispado para recibir a la custodia. Tras casi veinte años haciéndolo de manera ininterrumpida, la Hermandad de Humildad y Paciencia no montará altar, y los únicos que se instalarán serán los de las agrupaciones de las cofradías de pasión y de gloria, y el que protagoniza el Señor de la Sagrada Cena.

El primero de ellos, donde su ubicará la Cofradía de la Sagrada Cena se instalará en la plaza de la Constitución, pero no en la zona central, sino en el arco de entrada al pasaje de Chinitas. El siguiente altar será instalado por la Agrupación de Congregaciones, Hermandades y Cofradías de Gloria en la confluencia de la calle Larios con la calle Manuel Pérez Bryan. En esta ocasión, el altar de las glorias estará presidido por la Virgen del Carmen de la Colonia de Santa Inés. Por último, el tercer altar está previsto en el acceso a los jardines de la iglesia del Sagrario por la calle Molina Lario y corresponderá a la Agrupación de Cofradías de Semana Santa. En este caso, estará presidido por una imagen de San Manuel González y por la custodia de la parroquia de los Santos Mártires.

Lea la noticia completa en diariosur

Deja un comentario