¿Y Granada que?

¿Y Granada que?
Incertidumbre en Granada ante el silencio del Arzobispado sobre la celebración de procesiones

Las redes sociales se llenan de opiniones, pareceres y propuestas para las semanas venideras sobre salidas procesionales o celebraciones de actos religiosos en las calles, sin que aún se haya emitido el esperado decreto desde la plaza de Alonso Cano.

Desde el Arzobispado de Granada nada se sabe de las intenciones del prelado granadino sobre las recomendaciones dadas desde la Junta de Andalucía para que se puedan desarrollar actos de culto público religioso. Tan solo sus palabras a los periodistas al término de la visita a la iglesia de San Andrés el pasado día 15 o las dirigidas a los fieles en la basílica de Nuestra Señora de las Angustias, donde informó de que no habrá procesión el último domingo de septiembre y autorizó «la salida hasta la puerta de la imagen para que sean los granadinos los que la pueden ver en este lugar» sin acceder al interior del templo.

Nadie se pronuncia en el Arzobispado y nada más se conoce, lo que ha levantado todo tipo de elucubraciones. Ni siquiera, afirman desde la curia eclesiástica, «tiene porque haber un decreto». Hay quien piensa que para noviembre podría salir la Patrona de Granada a las calles de la ciudad para «estrenar la normalidad» en esta fase de la pandemia. Otras fuentes apuntan para la festividad de la Inmaculada Concepción del 8 de diciembre pero no hay constancia alguna desde la hermandad, ni se ha pedido ni se va a solicitar salida extraordinaria alguna, al menos de momento «y mientras dure la pandemia» como ha indicado Miguel Luis López-Guadalupe, el hermano mayor.

La primera cita tras la celebración de la Virgen de las Angustias sería la romería-procesión de San Miguel Arcángel, pero desde hace tiempo se tomó la determinación de no realizarla con los datos que había de la pandemia y con esta nueva situación no hemos alterado el acuerdo, por lo que a partir del 27 de septiembre se iniciará el triduo en el Salvador y la función principal será el día 29, sin la salida al Cerro del Aceituno».

Después, el primer sábado de septiembre sería la salida de la Virgen de la Cabeza, desde la parroquia de Santa María Magdalena. «La junta de gobierno de la cofradía ha acordado que no se solicitará la salida de la comitiva puesto que supone una serie de trámites administrativos para los que no hay tiempo material», confirmó el hermano mayor Miguel Alvear de Gregorio.

Así las cosas la próxima cita en la capital podría darse el 12 de octubre con la imagen de la Virgen del Rosario, que de momento no tiene confirmación de nada.

Ideal

Deja un comentario