Ejemplos de prudencia

Se viene detectando últimamente en este mundillo -como en la sociedad en general- el auge de una especie de negacionismo de la actual situación de la pandemia aunque estemos alcanzando records de contagios. Pero afortunadamente la cordura sigue imperando, y tras la cancelación de decenas de actos, el Valle dio otro paso adelante suspendiendo la procesión del 2 de enero. La hermandad del Rocío de Sevilla era conocedora días antes de que la lluvia les iba a impedir la procesión..

Cambiaron el itinerario buscando uno más amplio pero sabedores de las circunstancias meteorológicas dejaron pasar las horas y anunciaron la suspensión a mediodía del miércoles 22. Han sido -una vez más- ejemplos de cordura, doble en el caso del Valle porque su procesión es de niños, un colectivo de alto nivel de contagio y de transmisión

ABC

Deja un comentario